Elena Denia, astrofísica y yotuber | #MujeresDivulgadoras 2ª ed.

Elena Denia @early_universe

Hoy en #MujeresDivulgadoras: ciencia con voz de mujer (2ª edición) conocemos a:

Elena Denia, astrofísica

Elena Denia (@early_universe) es astrofísica, periodista científica y youtuber. Investiga en el Instituto INGENIO (CSIC-UPV) – Instituto de Gestión de la Innovación y del Conocimiento- donde desarrolla su tesis doctoral sobre comprensión pública de la ciencia.

Es técnica de asesoramiento científico para políticos en la iniciativa ciudadana Ciencia en el Parlamento, cuyo objetivo es que el conocimiento científico sea una de las fuentes de información en la formulación de propuestas políticas.

Elena Denia fue directora y locutora del programa de radio El Café Cuántico que obtuvo la Mención de honor del CPAN 2015 y el Premio Prismas Casa de las Ciencias 2017; y responsable de la sección de ciencia en Abierto a Mediodía en Valencia Radio 99.9.

Ha incursionado en la narrativa de ciencia ficción con relatos como La celda de los maestros, galardonado con el Premio Pascual Enguídanos – George H. White 2017.

También, es youtuber en su canal Early Universe en el que habla de ciencia. La marca de su canal es invitar a la reflexión filosófica, sin perder de vista el factor humano en el desarrollo científico. Y cuenta en esta entrevista que concibe el ser youtuber como un proceso de retroalimentación muy bello que da sentido a su labor de divulgadora.

Elena Denia tiene tres motivos para apostar por la divulgación científica:

(1) Parafraseando a Carl Sagan, divulga para «encender la llama del asombro»; además de traducir contenido complejo y proporcionar un punto de partida en caso de que la persona interesada quiera profundizar en alguna cuestión, trata de transmitir el valor del desarrollo científico-tecnológico –ojo: no exento de crítica–.

(2) Aprende mientras investiga sobre algún tema y conversa con personas singulares durante las entrevistas, esto la estimula, la inspira, la hace disfrutar y le permite compartir sus propias inquietudes en torno a algún tema –lo que también supone un desahogo personal–.

(3) Es una forma de democratizar el conocimiento científico en dos sentidos: en primer lugar para que el individuo cultive un espíritu crítico basado en el pensamiento racional, y en segundo, para que los ciudadanos sepan en qué se invierte el dinero del contribuyente y puedan opinar en la esfera pública con cierto grado de conocimiento de causa.

¿Sabes cómo podríamos comunicarnos con una civilización extraterrestre? Elena Denia nos lo cuenta en este vídeo de su canal. Ponte cómod@ y dale al play. 😉

Conoce a más protagonistas en #MujeresDivulgadoras😉

Lydia Gil

Autora del blog "Social Media en Investigación" que tiene como objetivo fusionar la ciencia y las redes sociales, y dar a conocer proyectos de divulgación científica. Soy una apasionada del mundo digital y me encanta (re)descubrir cosas cada día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continúas navegando por Social Media en Investigación, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar